lunes, 15 de diciembre de 2008

Es Personal

Elena Garro, siempre que la leo me gusta más, no sabría como explicar lo que siento cuando la leo, ahora tengo tan vigente este sentimiento, porque apenas termine de leer el libro de Helena Paz Garro (Su hija). Tarde mucho en terminar de leer el libro de Helena, porque siempre se atravesaban mejores libros y entonces le ponía stop y después lo volvía a leer. Con Elena nunca tuve la necesidad de parar de leerla, no he leído mucho de ella: “La culpa es de los Tlaxcaltecas” “Testimonios sobre Mariana” “Sócrates y los gatos” “Andamos Huyendo Lola” y mi favorito “Recuerdos del porvenir” hay unos mas que he leído, que son biográficos, y los he leído porque tienen fotos.
Me pasó lo que les pasa a los groupies, me gusta saber mas de ella, de cuantos cigarros se fumaba, de porque le gustaban mas los gatos que los perros y de si alguna vez estuvo verdaderamente enamorada. Hace poco le estaba contando a un amigo, que cuando fui a Cuernavaca yo quería buscar su tumba en el panteón; ahora que lo escribo y lo leo en voz alta suena bastante raro, de hecho puede parecer ridículo, pero de cierta manera tendría un contacto con ella, que seria mas allá de sus libros, solo estar ahí cerca de lo que alguna vez ella fue.
Recuerdo a Margarita León, que hablo de Elena de una manera tan genial y objetiva, y hablo un poco de cómo los lectores nos convertimos en fanáticos, e idealizamos la vida del escritor y poco a poco se nos va perdiendo el interés por lo que realmente nos debería de importar (lo que escriben).
Yo estoy en ese extremo, me sigue gustando Elena, me encanta lo que escribe,pero por consecuencia me enamoré también de la mujer, de lo que fue.
Acaso no es esto normal? Porque siempre tenemos que separar las cosas, como cuando te dicen, “no es personal”, espera, como que no es personal, estas hablando de que le afecta a mi vida, a mi persona, a mi entorno, a lo que hago, mi actitud respecto a los demás y mi actitud conmigo misma, y tu me dices que no es personal, un momento. Yo creo que en la vida todo es personal, todo lo que te hagan es personal, talvez no para el que te lo hace o dice o para el escritor que no sabe ni sabrá que lo lees y lo admiras, y seguramente a eso se refieren cuando dicen que no es personal, pero también debería de serlo para ellos, porque es la vida de ellos la que estaba destinada con esa decisión, acción, frase, etc., a cambiar, a cambiarte. Si, las cosas son bastante personales, todas las acciones, aunque uno no quiera; decirle si o no a alguien es personal, talvez la influencia de eso no sea perpetua, pero es personal, tiene que serlo. Supongo que solo me estoy diciendo esto, porque no me gustaría que no fueran personales todas las acciones que los otros han tenido conmigo, todas las acciones buenas y malas, las palabras dichas, los no’s y los si’s , mas vale que sea personal cuando esa persona no me quiera, mas vale que no me quiera a mi por todos mis defectos, a mi exactamente a mi, porque si no, las cosas pueden ponerse "bastante personales

2 comentarios:

Anonimeitor dijo...

Oyes, ¿y Helena Paz Garro si es alcohólica?

Yo vivo en Cuernavaca, y recuerdo alguna vieja anécdota sobre ella, pero tratando de leer algo al respecto no encuentro alguna referencia sólida más aquella que alguna vez dejó filtrar un primo suyo sobre que mezclaba medicamentos con alcohol.

Ahm, sólo vine a hacer chismes.



Bonito blog. =)

Mayra Chávez-Arvizo dijo...

Anonimeitor, esperando que leas esto eventualmente.

Fijate que el Alcoholismo de Helena, no es algo de lo que haya leido, en su libro, justifica ciertas adicciones, ( fuma mucho), pero no sabria decirte muy bien,te mentiria si digo si o digo no, mejor preguntame de Elena, creo que se poquito mas de ella.
Saludos y gracias por visitarme