lunes, 11 de agosto de 2008

Todos metemos la pata

No podía dejar de pensar en lo que había hecho las ultimas 48 horas, cosas que no he hecho en 25 años ( hasta hace 48 horas), me sentía arrepentida, y un poco también deseosa de volver a hacerlo como dice Benedetti : “… estoy jodido y radiante, quizá mas lo primero que lo segundo y también viceversa “, pero bueno que hermosa es la vida cuando piensas que no te puede sorprender y que terrible es la vida cuando piensas que no te puede sorprender; estoy agradecida de poder darme cuenta de lo que quiero y de lo que no, de lo que se me desmorona, de saber quien soy y quienes son los que me rodean; Para consolarme pensé en dos cosas, la primera, una entrevista que le hizo Waldemar Dante a Pita Amor, rara la cosa que me sirviera de consuelo, ella siempre me recuerda que no soy escritora, pero esta vez me salvo ser solo lectora

-Pita: Las ilusiones están hechas para ser perdidas, una a una.
-Waldemar:¿Y si no se tienen ilusiones?
-Pita: Si no tienes ilusiones: ¡invéntalas! Debes tratar de tener siempre muchas ilusiones para que te puedas dar el lujo de perder una cada día.

Me hizo pensar en que he llenado mi vida de lujo al ir perdiendo mis ilusiones todos los días, para despertarme al día siguiente llena de unas nuevas y a veces también algunas mismas, y volver a perderlas, pero esta vez, estas ultimas 48 horas, han batido el record, las he perdido casi todas y sentí ligeramente no poder volver a tener mas, pero me acorde de la segunda: una canción de Pedro Infante que dice “…. Y viéndolo bien mirado todos metemos la pata”

1 comentario:

juan dijo...

es verdad, todos metemos la pata, eventualmente, pero no todos meten la pata de hobbit.